Las acciones de control y de prevención contra el mosquito transmisor del dengue, el Aedes Aegyptis, se intensificaron en todo el norte del país, informaron las autoridades sanitarias. Las autoridades de Chaco dispusieron la fumigación de la localidad de Charata, donde se focalizó un brote de dengue, según dispuso el ministro de Gobierno del Chaco, Domingo Peppo, luego de que se reunió con el intendente de esa localidad, Miguel Tejedor.


La fumigación de la localidad de 35 mil habitantes se realizará en un término de siete días en todos los domicilios y demandará la utilización de maquinaria pesada para realizar la misma tarea en las calles de la ciudad, se informó oficialmente.
La ministra de Salud, Sandra Mendoza, pidió que “no se politice el dengue” ya que a los problemas de salud ambiental “no los solucionan” la ministra o Salud Pública sino que “los solucionaremos entre todos”.
Mendoza dijo que el dengue en el Chaco no es una “epidemia” sino que se trata de un “brote”, ya que “no está toda la provincia con dengue, sino que hay focos localizados”.