|

El tatengue ganó y terminó como único escolta

Por un golazo de Renzo Vera, el equipo santafesino se quedó con los tres puntos este domingo y se fue al receso en zona de ascenso directo. Luego de los festejos, los jugadores tendrán un merecido descanso.

Foto Luis Cetraro

Unión logró un valioso triunfo en la noche de este domingo, en el último partido del año, en el Estadio 15 de Abril. De esta forma, terminó ubicado segundo en la tabla y, por lo tanto, ocupando una de las plazas destinadas para el ascenso directo. Ganó por 1 a 0, con lo justo y sufriendo, con varios pibes en cancha por “titulares” lesionados. Confirmó que su cancha es un lugar prácticamente inexpugnable (sólo empató un partido y no perdió en lo que va del torneo)

El equipo de Fernando Alí jugó mejor que su rival en el primer tiempo, cuando Rosales y el “Coqui” Torres fueron desequilibrantes en el trámite.
El local contó con varias ocasiones para marcar, pero el tanto llegó por un golazo de Renzo Vera. El defensor logró gritar por segunda vez en el torneo, luego de tomar un rebote y clavar un zapatazo tremendo en el ángulo superior izquierdo del arquero Gagliardo.
Iban 31 minutos del primer tiempo y en ese instante se le cayó la estantería a Ramacciotti, el DT visitante, quien había ideado un sistema defensivo que le estaba rindiendo frutos.
En el segundo tiempo, Defensa -con sus limitaciones- intentó llegar al empate y empujó al rojiblanco contra su arco. De hecho, tuvo varias situaciones para llegar al empate pero en algunas de ellas erró el remate final y en las otras apareció la figura de Caprio, el guardameta de Unión.
Así, sin poder definir el partido de contragolpe y sufriendo cada minuto, fue transcurriendo la etapa.
El pitazo final del árbitro hizo estallar al estadio, porque hinchas, jugadores, cuerpo técnico y dirigentes se dieron cuenta de que se iban al receso en zona de ascenso directo.

blog comments powered by Disqus